Empleadas domésticas para el extranjero

Fortuny Servicios puede ayudarte si por motivos de trabajo debes desplazarte al extranjero por un tiempo determinado o si tienes tu residencia fijada fuera de España.

Todas las candidatas que seleccionamos para trabajos en otros países tienen nacionalidad española o comunitaria lo que les permite poder desplazarse y trabajar de forma legal en cualquier país de la UE. Los países con más demanda son Reino Unido, Alemania, Francia, Suiza, Bélgica, Italia…
Las empleadas trabajarán en régimen interno con alojamiento y manutención incluidos.
El empleador se hará cargo también del coste de los seguros sociales y/o médicos y de los billetes de avión de ida y vuelta y de aquellos otros billetes de viajes en los que la trabajadora acompañe a la familia.
El empleador facilitará en la medida de los posible el acceso de la trabajadora a  clases de idioma del país de residencia.
Los salarios en los países comunitarios como Francia, Italia, Bélgica,… oscilan entre 1800 y 2000 € dependiendo del tipo de familia y del tipo de casa. Es habitual la contratación de personal para grandes casas que requieren un alto nivel de protocolo, en estos casos los salarios son más altos.
 En el caso de Suiza los salarios parten de 2200/2400 €.
Para Reino Unido y tras el Brexit los salarios oscilan entre las 1800/2000 Libras y la empleada deberá contar con un permiso de trabajo especial.
En el caso de  EEUU, la trabajadora precisa de un visado otorgado por la Embajada o que la candidata cuente con la “Green Card” o residencia estadounidense. Contamos con un pequeño número de candidatas que disponen de residencia americana lo que facilita enormemente los trámites.
Además deberán abonarse los seguros sociales en el país de destino y si fuera necesario un seguro médico.
Es importante tener en cuenta que:
Los trabajos en el extranjero son en régimen de interna.
Al menos en las primeras semanas hasta que la candidata
pueda encontrar un alojamiento adecuado.

La familia debe facilitar a la candidata el acceso a la
sanidad pública del país en el que se va a trabajar o contratar
un seguro médico privado y el acceso a clases del idioma
utilizado en el país receptor.

Deben abonarse los billetes de avión de ida y vuelta.

Solicite ahora su servicio de Empleadas de Hogar en el Exterior >>>>>